•  15 de Diciembre del 2017

Verdemar Ecologistas en Acción se une a la campaña "Ningún niño sin juguete"

Redacción -

Verdemar Ecologistas en Acción se une a la campaña "Ningún niño sin juguete." Desde el 1 de diciembre en El Corredor Verde (San Roque) se estarán recogiendo juguetes para entregarlos el día 30 en el III Encuentro de fútbol solidario que se celebrará en el Estadio Municipal de La Línea a las 12.00. La entrada será a cambio de un juguete. Desde Verdemar Ecologistas en Acción recomendamos: juguetes no bélicos. Todos los niños/as tienen una carga de agresividad y la sacan (corriendo, gritando, haciendo ejercicio) pero reciben muchas escenas de violencia donde se legitima ésta como la única forma de resolver conflictos y donde se exalta el afán de dominio y poder. Debemos regalarles juguetes que fomenten una solución creativa de los problemas y que promuevan un mundo sin violencia y solidario donde para conseguir algo no haya que actuar dañando o matando.

Juguetes no sexistas: si dejáramos a los niños/as elegir libremente los juguetes, se inclinarían de forma natural hacia todo tipo de juguetes. Somos los adultos los que condicionamos actitudes y valores sexistas. Debemos estimular en los niños la sensibilidad, la ternura y la estética y en las niñas la iniciativa, valentía y audacia promoviendo así un mundo sin discriminación para las mujeres.

Juguetes sencillos: los juguetes automáticos sólo permiten la contemplación y admiración o la destrucción. Fomentan la pasividad y los niños/as se cansan pronto. Los juguetes creativos son los que no se manipulan mediante botones, desarrollando de esta forma la imaginación. Los juguetes sencillos (muñecas, coches, trenes, cocinas etc.) permiten expresar a los niños/as sentimientos, valores, y aspiraciones. Si son muy sofisticados no dejan lugar a la creatividad,

Juguetes didácticos: tienen una finalidad pedagógica importante pero no hay que darles a los niños/as sólo este tipo de juegos ya que con ellos el niño/a no juega, está aprendiendo y está sometido a cierta presión que no tiene cuando él juega libremente.

Juguetes solidarios: los juegos de mesa cooperativos son buenos para que los niños/as aprendan que la solidaridad es un valor positivo frente al individualismo y la competencia. Los demás no son enemigos a los que hay que derrotar por encima de todo para ganar.

Juguetes suficientes y variados: los niños/as no deben tener demasiados juguetes porque limita su crecimiento y les acostumbra a conseguir sin esfuerzo todo lo que desean. Deben ser variados y adecuados a su edad para estimular todas sus capacidades (afectivas, motricidad, inteligencia, imitación, expresión imaginativa y desarrollo social).

Libros Los libros tienen un papel fundamental en la educación de los niños por lo que es muy importante desde pequeños estimularles en su lectura.