Más de mil personas participan en las visitas guiadas que Turismo ofrece por el centro de la ciudad y las fortificaciones


  •  21 de Agosto del 2018

Más de mil personas participan en las visitas guiadas que Turismo ofrece por el centro de la ciudad y las fortificaciones

Redacción -

La Oficina Municipal de Turismo ha contabilizado 1.087 participantes en lo que va de año en las visitas guiadas realizadas por técnicos municipales de este área y por la asociación Protección Histórica Linense. Por otro lado, el servicio de información turística ha atendido a 903 personas durante los meses de junio y julio. De ellos, predominan los de nacionalidad española, seguidos por británicos, alemanes y franceses. En cuanto a la ocupación hotelera durante estos meses el porcentaje ha sido del 75% de capacidad.

La concejal de Turismo, Maite García Mellado, que acaba de asumir esta delegación, ha expresado su satisfacción por hacerlo en un momento en el que se trabaja en proyectos como el de ‘Arquitectura defensiva de La Línea. Concepción de una ciudad frontera’, que suponen “un estímulo para potenciar el turismo, utilizando nuestra propia historia”. Las fortificaciones de La Línea, por otro lado, han suscitado el interés de una asociación europea que próximamente visitará la ciudad con el objetivo de incluirla en su catálogo.

De igual modo, García Mellado recuerda a visitantes y locales la posibilidad de concertar cita para las visitas guiadas. Dos son las rutas que se ofrecen, una recorre las fortificaciones y la otra el centro de la ciudad. La primera de ellas parte desde la plaza de la Constitución hacia el edificio Istmo-Comandancia, Plaza Cruz Herrera, Plaza Fariñas, Plaza de la Iglesia y Santuario de la Inmaculada, casas de arquitectura singular, Mercado de la Concepción y Museo Cruz Herrera. Durante este recorrido se realizan aportaciones sobre la historia de La Línea, reseñas gastronómicas y productos típicos.

La ruta de las fortificaciones realiza su salida desde el edificio Istmo-Comandancia, en el que se muestran las maquetas de los búnkeres y la del Fuerte de Santa Bárbara. Después, se dirigen al fuerte, los restos de la muralla de contravalación, el exterior de los búnkeres del parque y acceden al interior de uno de ellos.